»Caída de rama de árbol en la UNSa Tartagal (Foto: gentileza)

 

Si bien el alerta se había difundido con anticipación, no se pudo evitar que se registraran voladuras de techos, familias autoevacuadas, cables cortados, árboles caídos y cortes de energía, informó Rolando Álvarez, responsable de Defensa Civil Tartagal. A la cantidad de agua caída en poco tiempo se sumó la actividad eléctrica y aparte afectó por sectores. En zona sur hubo caída de granizo.

Santa Victoria Este fue la zona más afectada en el norte salteño. En Tartagal afectó la gran cantidad de agua caída en poco tiempo, que desembocó en problemas en barrio Belén al juntarse agua en la intersección de Avenida Moreno y Ruta 34.

Las comunidades Sarmiento y Km 14 sintieron muy fuerte el viento, que provocó voladuras de techos, provocando que la gente se autoevacuara hacia los vecinos. También ocurrió que en Misión Cherenta se auto evacuaran 40 personas a la Iglesia Evangélica. 

Dos familias con niños fueron alojados en el CIC Norte, llevados hasta allí por el 911, regresando estos a su hogar al día siguiente (domingo) por decisión propia, detalló Álvarez.

“Se registró caída de granizo en zona sur (…) en Barrio Néstor Kirchner hubo caídas de árboles, en Avenida Packham también y en San Juan cayó un árbol sobre el tendido eléctrico y un medidor quedó bajo agua”, resumió.

 

»Caída de poste de cableado en calle Constitución, Barrio Belén (Foto: gentileza)

 

En zona céntrica hubo oscilaciones y bajones de energía, pero no se cortó totalmente la energía, pero sí ocurrió en el sur y por varias horas, situación que vivió del mismo modo General Mosconi. El domingo se debió recuperar el tendido de cableado, que se vió afectado por las caídas de ramas.

El corte de energía se debió principalmente a quedó fuera de servicio un distribuidor en Villa Saavedra y un alimentador en calle Warnes (normalizado a las 23:38 del sábado), que dejaron sin el servicio al sur de Tartagal (Villa Saavedra y alrededores), General Ballivián y Mosconi, informó EDESA SA por su parte

“Los vecinos deben saber que hasta marzo podemos tener tormentas de este tenor y hay que tomar recaudos”, enfatizó Álvarez.

En Santa María, sin más, el corte se extendió por casi 12 horas, y gran parte de zona sur estuvo toda la noche sin energía.

La lluvia comenzó a caer con intensidad a las 21:30 del sábado; aproximadamente; y la luz se fue a las 22:20, precedido por reiterados pestañeos. Según el detalle acercado por EDESA, se normalizó a las 10:33 en Mosconi, y a las 10:58 en Ballivián, al igual que el 100% del servicio ayer domingo.