»Augusto, con Diego Montiel; de la Coordinación de Deportes de Arrecifes – Buenos Aires; en un alto del viaje (Foto: gentileza Cándido Augusto)

 

Cándido Augusto, ciclista, se propuso como objetivo la superación personal y a ella le sumó la solidaridad, para que la Escuela 12 de Octubre de Tartagal pueda equiparse con aires acondicionados o ventiladores. El joven atleta residió 14 años en nuestra ciudad e insta a personajes de la cultura y la política a sumarse a su cruzada.

El ciclista partió desde Luján; provincia de Buenos Aires; el 26 de Noviembre y documenta cada paso de su viaje y lugar por donde pasa y es recibido a través de sus redes sociales en Facebook (@candidoagusto) e Instagram (@augustoalvesph), a través del hastag #TravesiaLujanSalta

“En un momento surgió como superación personal y después pasó a tener un objetivo solidario (…) me puse en contacto con la gente de la Escuela 12 de Octubre, les pregunté que necesitaban (…) conocemos el calor que hace en Tartagal (…) entonces se me ocurrió hacerlo una especie de desafío (…) si yo logro llegar pedaleando desde Luján la Catedral de Salta antes de Navidad, ellos se comprometan a donar a la Escuela los elementos que requiere”, dijo Augusto esta mañana por FM Alba.

 

»Escuela 12 de Octubre en Tartagal

 

Por “ellos” se refiere a destacados de la música, la política, comerciantes y todo aquel que se sume a su cruzada, que insumirá un viaje de aproximadamente 1.500 kilómetros. Augusto partió el 26 de Noviembre y viaja a bordo de su bicicleta, con una carpa para el descanso pero también es recibido en las diferentes municipalidades.

Este viernes se encontraba atravesando las serranías de Córdoba, con el objetivo de llegar a Carlos Paz para poder viajar hacia Salinas Grandes en Catamarca y arribar a Salta por Cafayate a través de la Ruta 40. “Pero todo depende, porque sería un camino hermoso pero serían cuestas muy altas y no se si podría mantener el ritmo“, contó.

Sin perder el objetivo, insta a que se sumen a la movida solidaria, “a cambio de todo lo que yo pedaleo para que se conviertan en ventiladores o aires acondicionados”, resaltó.

“Si llego con tiempo suficiente, puedo llegar hasta Tartagal”, se ilusionó. “Me crié desde los 8 años en Tartagal, estudié en el IEM y viví ahí hasta los 22 años, por eso elegí la zona”, agregó.