»Concentracíón ante la delegación de Edesa (Foto: FM Alba)

 

El Frente Darío Santillán marchó hoy miércoles desde Bienvenido hasta las delegaciones de las empresas prestatarias de servicios. Más de 300 personas cerraron el paso por la calle Warnes y se manifestaron por espacio de una hora. Los referentes del movimiento social, junto con referentes de comunidades originarias, denunciaron que les han llegado facturas por arriba de los 3 mil y 4 mil pesos. 

La agrupación; nutrida de beneficiarios de planes sociales, comunidades originarias y vecinos; marchó bajo el ardiente sol con pancartas varias reclamando por los elevadísimos montos que recibieron este mes. El dirigente José García ya había anunciado semanas atrás que tenían planificadas estas marchas, de cara a la crisis económica que se vive.

El grupo de 300 personas se dividió en dos, ya que en la cuadra de calle Warnes se concentran las oficinas de Edesa, Aguas del Norte y el Ente Regulador de Servicios Públicos. Así, por una hora los manifestantes exhibieron sus pancartas e hicieron oír ritmo de sus batucadas.

 

»Manifestación ante Aguas del Norte (Foto: FM Alba)

 

Edesa cerró portón a modo de precaución, como también un efectivo de Policía se apersonó al interior, pero no hubo más disturbio que la manifestación fuera. Los vecinos ingresaron a pagar cuentas con normalidad, y de los que salían del interior brindaban palabras de aliento. 

El tránsito se cerró por el tiempo que duró la protesta de la Darío Santillán, bajo la mirada de la Dirección Municipal de Tránsito. 

«No se puede seguir con estos aumentos (…) yo puedo pagar, todavía. No sé más adelante, porque ya empecé también a medirme y a recortar», dijo uno de los contribuyentes que; tras pagar cuentas; observó por un momento la concentración.

 

»Foto: FM Alba