»Avenida Mariscal Santa Cruz al 13 mayo de 2017. La licitación para iniciar la obra de compactación se realizó el 17 (Foto: Raúl Costes) 

 

Se trata de la empresa que realizó la compactación de la Avenida Mariscal Santa Cruz, para la cual provincia presupuestó 3 millones de pesos. La Municipalidad pagó la realizada compactación de la vía a la empresa con cheques sin fondos. Al llevar el planteo a Capital, descubrieron que el depósito estaba realizado y para cobrar.

La cuestión salió a luz en la última sesión del Concejo Deliberante de esa localidad; realizada el martes; donde se planteó malversación de fondos por dos millones de pesos.

La empresa Fernando Enrique Caimi fue la única oferente en la licitación pública por Resolución Municipal N° 298/2.017 «Movimiento de Suelo para la Futura Construcción de Pavimento Rígido y Cordón Cuneta sobre Av. Mariscal Santa Cruz», que incluía 450 metros lineales de Avenida en dos trochas.

Caimi dejó la obra, luego de haber sido pagados con cinco cheques y órdenes de pago por un total de casi dos millones de pesos (1.806.000). «Cuando el propietario, Fernando Caimi, fue a negociar esos cheque con proveedores y demás, estos le dijeron que les habían dado cheques sin fondos (…) esto lo sorprendió, porque ya había recibido otros y no tuvo problemas», relató el periodista Raúl Costes.

 

»Apertura del sobre del único oferente para la obra en la Avenida (Foto: prensa Municipalidad Salvador Mazza)

 

De acuerdo con las pocas explicaciones que le brindaron en la Municipalidad; que no se había depositado el dinero desde el gobierno; el empresario se dirigió a Obras Públicas de Salta para presentar el reclamo, en donde se encontró conque sí se había concretado la operación y por 3.800.000; el 20% de un total de 12 millones; y que corresponden a la primera etapa.

«Por pura casualidad, Caimi se encuentra en Grand Bourg con el concejal Francisco Ibáñez y le plantea el tema (…) Ibáñez llevó el tema al Concejo, en la sesión de este martes, con un pedido de informe, en donde deben incluir los cheques y su numeración (…) Ibáñez directamente lo tachó de Malversación de Fondos y Estafa al Estado», siguió el periodista.

Insólitamente, en medio del tema, la concejal oficialista; Rosana Andave (esposa del secretario de gobierno municipal Daniel Campos); pidió la palabra y declaró que ese no era tema para tratar ni pedir informe porque se trataba de una cuestión entre la empresa y la Municipalidad. «Si la empresa no cobró, debe buscarse otro abogado e iniciar juicio al Municipio», fue lo que dijo ante sus pares, informó Costes.