»Sergio Leavy (Foto: prensa Diputado Nacional Leavy)

 

Coincidiendo con el panorama general después que hablara Mauricio Macri ayer lunes, el diputado nacional por Salta Sergio Leavy fue tajante: «No hubo autocrítica», señaló sobre las palabras del jefe de Estado. «No reconoció ninguno de sus errores en dos años y medio para llevarnos a la crisis en que estamos», remarcando que recibió «un país desendeudado». 

Sergio Leavy resaltó que al asumir su gestión nacional, Mauricio Macri recibió un país sin deudas. «Dijo que la situación cuando él asumió no era la mejor, culpa a la sequía por la crisis y a los cuadernos (…) no reconoce que las deudas que ese gobierno asumió son las que hoy nos tienen en esta situación». 

Recordó que en 2019 hay que pagar 38 mil millones de pesos dólares de vencimiento de deuda «que hoy no tenemos ni con el préstamos del Fondo Monetario Internacional y que por eso el Dólar se fue a las nubes».

De los anuncios realizados reconoció que impusiera el pago de impuestos a quienes no los pagaban, tal el caso de los exportadores, pero también manifestó que espera que se pueda reducir el tiempo para ingresar las divisas a la Argentina.

«Por ahí, nosotros éramos muy estrictos con tres meses, pero con darle 5 años para que los dólares que exportan vuelvan, es como decir llévenselos y no los traigan más», analizó. «Esta crisis es porque lo que exportamos no vuelve, la balanza comercial es deficitaria y se quitó el consumo a la gente». 

La Cámara de Diputados de la Nación no viene sesionando desde hace tres semanas. Lo último que se trató fue la derogación de los beneficios sociales. «La próxima sesión sin dudas será el tratamiento del Presupuesto 2019, que debería ingresar el 15 de septiembre», adelantó.

Sobre este punto, agregó que el gobernador Juan Manuel Urtubey pidió que acompañen, pero para Leavy, desde la oposición «es difícil acompañar recortes de 15 mil millones a jubilados, 10 mil millones a PAMI, 8 mil millones a vacunas y medicamentos (…) seremos cautos, pero no con los ajustes que nos están pidiendo«.

La reestructuración estatal sumó críticas dado que «Trabajo, lo que se fundamental, deja de ser Ministerio y pasa a ser Secretaría (…) la Salud, que la Constitución establece como prioridad, también pasa a ser Secretaria (…) nos desestructuran para que exista un ministro fuerte que pueda dialogar con gremios y los sindicatos». 

Leavy resaltó que «es la primera vez que un Presidente toma un país sin deuda, sin conflictos sociales y en dos años y medio lo estrelló».