»Pablo López, Romina Del Pla y Violeta Gil (Foto: FM Alba)

 

Ayer domingo 30 de junio se presentaron las candidaturas nacionales del Frente de Izquierda-Unidad en Tartagal y posteriormente en Aguaray. Romina Del Pla, precandidata a Vicepresidenta de la Nación;  Violeta Gil, precandidata a Senadora Nacional y Pablo López, precandidato a Diputado Nacional recorrieron también el departamento Orán.

«Intervenimos en un escenario político que es profundamente convulsivo. Hay un cuadro de descomposición, una bancarrota fenomenal en nuestro pais que llama de manera imperiosa a los trabajadores en nuestro país a intervenir, a participar y a explotar el proceso político no solo como un escenario (…) sino con qué orientación política», destacó Violeta Gil.

«Que sea (Sergio) Leavy el que encabece las listas en todos los casos ha terminado demostrando que el kirchnerismo en la provincia de Salta no tiene un sustento verdadero, no es una fuerza política real y que en ese sentido no tiene una política que ofrecer a los trabajadores». 

Tanto Gil como López remarcaron que se deben nacionalizar los recursos hidrocarburíferos en Argentina y dejarlos bajo el control obrero. «Un país, una provincia sin destilería es una provincia y un país que se condena al consumo exrtranjero, al monopolio extranjero de energía y en una situación donde estamos en una verdadera crisis energética», afirmó Gil.

Pablo López, por su lado, rechazó la polarización de las fórmulas Macri-Pichetto y Fernández-Fernández y la alternativa Lavagna-Urtubey, a las que calificó como «fórmulas tributarias del ajuste del Fondo Monetario y que se han comprometido a seguir pagando la deuda a costa del hambre de la población (…) los trabajadores tenemos que preparar una salida, una alternativa propia». 

 

»Foto: prensa Partido Obrero

 

Ante la crítica realidad que hoy atraviesa el país, López promulga una reorganización social profunda, «que plantee la defensa del salario y las jubilaciones (…), la nacionalización de bancos y el comercio exterior, el no pago de la Deuda y colocar esos enormes recursos para el desarrollo nacional», y sobre nacionalizar los recursos hidrocarburíferos, remarcó tiene por fin «que sirva en el departamento San Martín para el proceso de desarrollo e industrialización y no para los grandes monopolios». 

En un punto aparte, López afirmó que la representatividad legislativa de Salta «estaba de espaldas a los problemas de los trabajadores (…) se han aprobado más de 100 leyes de ajuste con un gobierno que tiene minoría en el parlamento (…) la representación salteña ha negado los derechos de las mujeres», esto en relación al voto negativo de los legisladores en cuanto a la Ley por la Interrupción Legal y Voluntaria del Embarazo.

Romina Del Plá, finalmente, enfatizó que el modelo que las grandes coaliciones se diferencian en sus candidatos pero no es sus planes estrategicos. «No debemos dejarnos engañar por esta polarización forzada que nos quieren imponer entre candidatos del régimen», y resaltó que para evitar caer en una política similar se deben pensar en una completa reorganización con los recursos que hoy se fugan del país.

Frenar el «drenaje y fuga de capitales» con la nacionalización de la Banca y el Comercio Exterior; principal objetivo del FIT-U; «es una medida que se tiene que llevar adelante pero debe ir apoyada por la población», con lo cual se podría lograr reactivar la economía y establecer salarios y jubilaciones justas.

Tras su paso por Tartagal, los referentes del PO FIT Unidad participaron de un almuerzo en el Círculo Argentino de Aguaray con docentes, trabajadores de la industria petrolera, jóvenes y desocupados de la región; y posteriormente se dirigieron a Orán, donde cerraban su recorrido por el norte.