»Foto: prensa gubernamental

El fiscal penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de Tartagal, Pablo Cabot, investiga el caso de al menos trece menores fallecidos entre el 1 y el 27 de enero pasado, en San Martín y Rivadavia Banda Norte. El CIF analiza las historias clínicas para determinar si la muerte de cada uno de los menores se debió a situaciones de desnutrición y/o deshidratación. Hoy pidió documentación relativa a los fallecimientos ocurridos en febrero.

El fiscal penal Pablo Cabot lleva adelante las actuaciones caratuladas como «Averiguación de causa de muerte»; iniciadas en enero pasado; después de que el procurador general de la Provincia, Abel Cornejo, remitiera constancias el 24 de enero pasado sobre distintas publicaciones periodísticas referidas al fallecimiento de menores de edad en el norte salteño.

Las publicaciones llegaron a la Fiscalía el 27 de enero, día en el que Cabot decretó el inicio de las actuaciones y se trasladó con su equipo a Santa Victoria Este, donde circunstancialmente se encontraba la directora de Salud Materno Infanto Juvenil del Gobierno de Salta, Susana Velazco, quien informó que a esa fecha los menores fallecidos eran trece.

Doce casos corresponden al Distrito Tartagal y un caso al Distrito Orán. En caso de confirmarse que el último fallecimiento tuvo relación con un cuadro de desnutrición, se dará intervención a la fiscalía de Orán. Entre otras medidas ordenadas, la Fiscalía libró oficio al Gobierno Provincial, a través de la Dirección de Salud Materno Infantil, solicitando información relacionada a niños y niñas fallecidos entre el 1 y el 27 de enero en los departamentos San Martín y Rivadavia. 

»Dr. Pablo Cabot, fiscal penal

Se especificó que la información debía especificar si los decesos se relacionan con cuadros de desnutrición, deshidratación o cuadros similares. Cabot pidió que se remita la siguiente documentación: reporte de muerte de menores de cinco años; historia clínica; carnet de vacunas; carnet del niño (con curva de peso) y formulario del agente sanitario.

Por otra parte, el 31 de enero, la Fiscalía recibió la declaración testimonial del periodista Kimón Demitrópulos, debido a sus publicaciones en la red social Twitter, relacionadas a sumas de dinero faltantes y que estaban destinadas al norte. El fiscal lo convocó por haber unido dicha cuestión con la muerte de los menores de las comunidades wichí.

La documentación pedida a la Dirección de Salud Materno Infanto Juvenil del Gobierno de Salta se remitió la semana pasada al plantel médico del CIF de Orán, a quienes se les solicitó que informen si la causa de muerte de cada uno de los menores se relacionó con cuadros de desnutrición y/o deshidratación. La precisión de dicha información será fundamental para precisar la causa y número de menores fallecidos, ya que algunos de los casos están registrados como «RN» (recién nacidos), es decir que murieron el mismo día del parto.

Este miércoles 26, Cabot libró oficios al Programa de Estadísticas del Ministerio de Salud, demandando los informes estadísticos de cada menor; al Registro del Estado Civil y Capacidad de las Personas de Salta, requiriendo copia certificada del acta de defunción de cada menor; y a la Dirección de Salud Materno Infanto Juvenil, para que brinde la documentación relativa a los menores fallecidos en febrero.