»Imagen ilustrativa

La mujer de 75 años positiva a coronavirus en la frontera argentina, arrojó negativo al segundo test realizado esta semana. Salvador Mazza mantiene las medidas de restricción iniciadas en materia comercial mientras todavía resta llevar a cabo un tercer testeo a la salud de la paciente.

El periodista Raúl Costes detalló que el Comité Operativo de Emergencia de Salvador Mazza confirmó ayer miércoles a las 21 horas que de los 9 hisopados aplicados a los contactos estrechos con la abuela de 75 años, siete arrojaron negativo; incluyendo el primer positivo.

Para los próximos días se tiene previsto realizar la tercera y última prueba, que de arrojar negativo resultará en el alta definitiva de la paciente; que permanece internada y aislada en el sector Covid-19 del Hospital local.

La familia, por otro lado, ya recibió el alta médica y se encuentran en sus hogares, tras haber cumplido con el tiempo de aislamiento obligado.

«Estamos aliviados pero se mantienen las medidas sanitarias (…) la abuela nunca tuvo sintomatología (asintomático)», agregó el periodista. Aludió así a los 8 testeos más que se aplicaron a contactos cercanos con el primer positivo; cuyos resultados se esperan desde Salta Capital.

»Imagen ilustrativa

De igual manera, y en relación al caso positivo de Tartagal, se aguarda también por el resultado del caso sospechoso por contacto, mientras lleva adelante el aislamiento obligatorio en el Hotel Havanna de Salvador Mazza; punto dispuesto para el alojamiento de los sospechosos.

«Las medidas no se levantan (…) pero la actividad en el Puente Internacional nunca se detuvo; hasta anoche el movimiento seguía. Se esperaba que por el encapsulamiento en Yacuiba hoy se cerrara, al menos por los próximos cinco días», finalizó.

«Ha costado que el comerciante entienda que debe parar de hacer dinero»
Salvador Mazza aplicó el cierre obligado de comercios en zona centro para mitigar así la llegada de extranjeros (por caminos ilegales) para abastecerse en Argentina.

El sector comercial céntrico no recibió muy bien la medida e incluso desafió las determinaciones y llegaron incluso al punto de insultos e intentos de agresión al jefe de Policía de frontera.

«Estos comerciantes vienen haciendo dinero desde el 20 de marzo, que además compraban lo que los bolivianos contrabandeaban para vender acá (…) son inconcientes, inescrupulosos, que con tal de seguir haciendo plata no les importaba nada», dijo un vecino.