»Familias desalojadas salvaban los recursos que podían ante el desalojo ordenado por el fiscal Armando Cazón en Junio (Foto archivo: Raúl Costes)

 

En frontera, 40 familias volvieron a ocupar el terreno de una hectárea, en donde previamente se habían asentado 80 familias y que fueron desalojadas en Junio pasado por directivas del intendente Rubén Méndez. Muy temprano en el lugar se hizo presente la Policía de Salta, con notas de advertencia.

Una de las vecinas que volvió a re ocupar el terreno de Barrio 18 de Marzo recordó que fueron expulsados por «supuestos dueños», que exhibieron una cédula de propietarios en el momento, pero que ese mismo documento expuso que adeudaban más de 23 años de impuestos a la AFIP.

«Fuimos atropellados, fuimos expulsados bajo un protocolo vencido de hacía cuatro meses», resaltó, «estos terrenos fueron abandonados, monte, por 30 años, hubo hechos graves; desde robos hasta secuestro de chicos», resaltó, «nosotros vivíamos dentro del terreno (…) éramos 90 familias, algunos fueron acurrucados por vecinos, otros vivimos en la vereda, en todo el frío», recordó otra residente.

Este lunes, re ingresaron 45 familias a la sola hectárea que compone el lugar. «Queremos que nos escuchen las autoridades (…) somos amedrentados por la Policía, nos dicen que vamos a ser arrestados (…) nosotros no tenemos donde vivir, y no se acercó ningún funcionario, ni concejal».

Los terrenos en disputa presentan como dueños originales a la familia De la Fuente. Estos, a su vez, habrían vendido parte al intendente Rubén Méndez, pese a que ya en 2014 (año que varios grupos familiares ingresaron a ocupar un espacio) ya tenían deuda con AFIP, que aún no habrían regularizado.

«En 2014 sacamos un recurso de amparo por dos años en Ciudad Judicial, porque sabíamos que el terreno tenía deudas (…) tenemos entendido que todavía siguen», señaló otro.

En su momento, habían ingresado máquinas que derribaron todas las casas del predio, alambraron y colocaron un trailer en el interior. De ese movimiento, solo quedó el trailer. El sereno y las herramientas que se dispusieron en un primer lugar como parte de inicio de construcción de viviendas sociales, ya no están.

«Cuando se alambró el lugar, según el personal de Garín (empresa a cargo de limpiar y cerrar el predio), ahí se iban a construir viviendas sociales», detalló el periodista Raúl Costes, «sin embargo, los serenos estuvieron 15 días y se fueron«, continuó.

«Se dijo que De la Fuente había vendido los terrenos al gobierno para la construcción de viviendas, pero ayer quien radica la denuncia por usurpación de terrenos es el propio De la Fuente», concluyó.