»Personal de la Fuerza incautó 383 gramos de la droga, al observar anomalías en la prenda de vestir de la ciudadana, quien quedó supeditada a la causa (Imagen: prensa Gendarmería Nacional)

Efectivos del Escuadrón 61 «Salvador Mazza» de Gendarmería Nacional demoraron a una mujer que viajaba en taxi desde frontera hacia Tartagal, ocultando entre sus ropas 46 cápsulas de cocaína. Intervino el Ministerio Fiscal Federal Descentralizado de Orán.

Ayer lunes, personal del Escuadrón 61 «Salvador Mazza» desplegado a la altura de la Sección Vial «Caraparí», km 1.482 de la Ruta Nacional N° 34, realizó el control de rutina sobre un auto Volkswagen Gol que funcionaba como taxi.

El vehículo era conducido por un hombre de nacionalidad argentina, quien a su vez trasladaba a una pasajera hacia Tartagal. Cuando se les solicitó que descendieran para inspeccionar el interior, los gendarmes fueron alertados por un bulto prominente debajo de la calza que vestía la mujer.

»La mujer se desplazaba en un taxi con destino a Tartagal (Imagen: prensa Gendarmería Nacional)

Ante esta situación, intervino personal femenino del Escuadrón; quienes efectuaron una requisa más exhaustiva en la ciudadana, luego de que la misma manifestara y reconociera espontáneamente que trasladaba estupefacientes. 

Frente a testigos, los uniformados detectaron debajo de la ropa interior de la pasajera, una bolsa de nylon cubierta por una media color rosa que contenía la suma de 46 cápsulas con una sustancia pulverulenta blancuzca en su interior.

A las pruebas de campo Narcotest confirmaron que se trataba de cocaína; con un peso de 383 gramos; por lo que el Ministerio Fiscal Federal Descentralizado de Orán ordenó el decomiso del estupefaciente y que la mujer quede supeditada a la causa.