»Las monedas de cinco pesos se lanzaron en 2017 para reemplazar al billete de esa denominación, pero aún así no hay stock disponible (Imagen: prensa BCRA)

Desde Banco Nación recordaron a la población que el viejo billete de $5 se recibe en las tres entidades bancarias existentes en Tartagal y además de la moneda de igual valor se puede proveer con billetes de más valor hasta completar la suma acercada. Hasta el 31 de marzo se podrán depositar los billetes en cuentas o canjearlos en las sucursales bancarias de todo el país. 

Miguel Arancibia, gerente de Banco Nación Tartagal, explicó que las monedas de $5 pueden adquirirse en todas las firmas bancarias existentes en Tartagal, pero sí aclaró que “no hay stock en cantidad suficiente para cambiar una moneda por cada billete”, pero flexibilizan para proveer a los comercios y mantener la circulación de efectivo.

Aún así, reiteró que no solo Nación cambia el billete por la moneda, sino todas las demás entidades, con la posibilidad de poder hacerse con billetes de mayor denominación (Ej: el ciudadano acerca mil pesos en billetes de 5 y se canjea por un billete de ese valor).

Cabe recordar que esta semana ya no corren los billetes de $5, y sin embargo, dada la escasa presencia de las monedas por el mismo valor, algunos comercios optaron por continuar recibiéndolos para evitar inconvenientes a sus compradores y posteriormente, se encargan de cambiarlos ellos en el Banco.

Esta situación no solo se reduce a Tartagal, sino que también se replica en varios puntos del país; donde el consumidor no acepta redondeos ni caramelos de vuelto. Si bien el billete con la imagen de San Martín ya no sirve para las transacciones, la falta de monedas de $ 1, $ 2 y $ 5 ha llevado a los comercios a flexibilizar y extender la recepción del billete.

Sin embargo, hasta el 31 de marzo se podrán depositar los billetes en cuentas o canjearlos en las sucursales bancarias de todo el país. De momento, el Banco Central de la República Argentina no ha determinado extender este plazo.

El Dato
– Se calcula que hasta el 29 de febrero, los argentinos tenían 450 millones de billetes de 5 pesos.