»Imagen ilustrativa

Inspectores de la Dirección de Control y Fiscalización municipal y efectivos de la Comisaría 42 recorrieron las principales vías comerciales, registrando advertencias a locales que por ahora no tienen permitida la apertura y atención al público. El operativo inició esta mañana y se extenderá hasta el horario previsto de cierre a las actividades exceptuadas.

Este jueves inició la vigencia de la Resolución Municipal 24.894/2020 con nuevas medidas de flexibilización para la actividad comercial, luego de siete días con cierres (sobre todo en el casco céntrico), debido a brote de Covid-19.

Los controles de Fiscalización y Policía apuntaron sobre los rubros que por ahora no tienen permitida la apertura; como zapaterías e indumentaria. «Durante el transcurso de la semana, algunos por desconocimiento abrían el local (…) no se están labrando infracciones por el momento pero sí se los invita a cerrar hasta nueva resolución», dijo el inspector Oscar Vargas.

En los comercios que sí tienen permitida la apertura se examina que esté dispuesto el gel antibacterial en el acceso, que se cumpla con la desinfección y limpieza del espacio, uso de barbijos (o tapabocas) por parte de empleados y clientes, no superar más del 50 por ciento de capacidad y en caso de filas que se respete la distancia mínima entre personas (1,50 metros).

«De todas maneras, las medidas se irán flexibilizando (…) tenemos un grupo de 6 inspectores y dos efectivos de la Comisaría 42 acompañando, estamos por turnos; uno en la mañana y otro por la tarde», cerró el inspector.