»Imagen de archivo

Tras confirmarse que el paso Salvador Mazza-Yacuiba continuará cerrado hasta disposición oficial, el presidente de la Asociación de Bagalleros, Juan Carlos Llanque declaró que el sector estaba esperanzado con un pronta apertura. Días atrás hicieron públicas las amenazas de bloqueo de argentinos al movimiento de bagalleo por los pasos ilegales, y sostuvo que es preocupante para el sector que vive del traslado de mercadería.

Llanque, referente de los bagalleros de Yacuiba, destacó que son las oficinas de Migración de cada país; Argentina y Bolivia; los que tienen la palabra. Sobre todo esperan que el Consulado de Bolivia en Salvador Mazza pueda ser el organismo que brinde la información. El sector viene insistiendo desde mayo por la reapertura del puente internacional para retomar la actividad comercial.

La negativa de Argentina a la reapertura potenció que en el lado boliviano incrementara el uso de caminos clandestinos y contrabando, con controles estrictos solo del lado de Salvador Mazza. En tanto, el sector bagallero envió una nota a la oficina de Relaciones Exteriores, y llegaron a preveer de una reunión en Cancillería, pero fue suspendida, informó Radio Popular Yacuiba.

Sobre las amenazas del lado argentino a bloquear el trabajo (clandestino) que realizan, Llanque lo atribuyó a «el escaso trabajo allá; eso se debe solucionar con una reunión binacional, es importante la coordinación de ambos cancilleres para evitar cualquier tipo de enfrentamiento«. Mientras tanto, el movimiento en frontera solo continuará permitido para el transporte internacional y repatriaciones.