»Imagen: archivo Policía de Salta

El titular de Defensa Civil Tartagal; Rolando Álvarez; destacó que por la tormenta de la jornada se ha registrado prácticamente el cese de puntos de fuego, sea por la acción del agua o por consumirse solos. Sin embargo, dijo que la situación se torna preocupante año a año y que deben contemplarse legislaciones que regulen la actividad, para evitar el impacto dañino en el medio ambiente y en la sociedad.

Finalmente, no fue necesario aplicar el uso de aviones hidrantes sobre la región para combatir el fuego forestal, ya que oportunamente arreció lluvia en la zona por un lado y por otro se consumieron solos, detalló Rolando Álvarez, jefe de DF Tartagal.

Los focos críticos se ubicaron a lo largo del trazado de Ruta Nacional 34 por el departamento San Martín y Tartagal en particular, sobre todo en fincas que colindan con el camino y llegaron a poner en riesgo el tránsito por esta vía ante la cantidad de humo; afectando también a líneas de energía y comunicaciones.

Por el fuego en la serranía, la persistencia de los mismos tuvo que ver conque eran lugares prácticamente inaccesibles a pie o en móvil, de ahí que se llegó a solicitar la intervención de un avión y helicópteros para combatirlo al Programa Nacional de Lucha contra el Fuego; recursos que finalmente se destinaron al Parque Nacional Calilegua, litoral argentino y Córdoba.

«En el llano, la acción de desmalezar con fuego provocó la quema de cientos (por no decir miles) de hectáreas, se enrareció el aire, se afectó a la fauna y a la salud de la población (…) además, se consumió una extraordinaria cantidad de combustible y agua por los bomberos de Tartagal (Voluntarios y de Policía de Salta), los demás cuarteles de la zona».

Álvarez se mostró preocupado debido a que «el 99 por ciento de los incendios fueron por acción humana», al tiempo que resaltó la necesidad de legislar la actividad para evitar incendios descontrolados. «Hemos tenidos reuniones con el intendente y caciques, como también con personas afectadas por los fuegos», culminó.