»Indalecio Calermo (Crédito foto: diario El Tribuno)

El cacique wichi Indalecio Calermo es velado desde ayer domingo en comunidad La Mora, comunidad en la cual residía y en la cual falleció. El controvertido dirigente vivió el último año de su vida ciego, como consecuencia de una larga enfermedad. Rogelio Nerón, intendente de Santa Victoria y un grupo de caciques del chaco salteño, llegarán para acompañar en su entierro.

El controvertido líder originario falleció ayer domingo en su casa de La Mora, comunidad ubicada sobre Ruta Nacional 34, producto de una enfermedad que venía combatiendo hacía un par de años.

Anoticiados sobre el deceso de Calermo, el reciente intendente de Santa Victoria Este; Rogelio Nerón; llegó acompañado por un grupo de siete caciques del chaco salteño a Tartagal. Los referentes originarios destacaron; cada uno a su turno; que el fallecido cacique fue uno de los pocos que supo perseverar en el reconocimiento de los derechos de los pueblos indígenas.

La periodista Rosa Blanca Jimenez; amiga cercana del mismo; recordó a Calermo como un referente presente y con mucha participación en la vida política de la región e internacional, siempre en relación a los pueblos originarios.

En los últimos años de su vida, Calermo sobrevivió a un accidente de Ruta, vivió también el suicidio de uno de sus hijos y el fallecimiento de otro en un accidente de tránsito, como también el avance de una dolencia que lo había dejado ciego.

En 2019 había rechazado la elección de Alejo Gallardo al frente del IPPIS e incluso había intentado copar las oficinas del organismo en Salta Capital; intento que fracasó como también el corte de ruta que pretendió realizar en Tartagal.

»Los restos del fallecido cacique dieron una vuelta a Plaza San Martín antes de su entierro (Foto: Juan Acosta)